Gestión

2.mar.2009 / 04:57 pm

En el Salón de Sesiones del ayuntamiento valerano.

aprobado.jpgEl burgomaestre de la Alcaldía Comunitaria Bolivariana de Valera, profesor Temístocles Cabezas Morales, recientemente había solicitado a la Cámara Municipal, la aprobación de una operación de crédito público, para adquirir unidades de recolección de desechos sólidos, juntamente con otros equipos para el Plan Valera Limpia, que el corregidor oportunamente ha implementado.

Luego de esto, algunos concejales entraron en confusión, porque el despacho del alcalde, supuestamente hizo dos solicitudes en un solo oficio. Una era la autorización al alcalde, para ser dirigida al Ejecutivo Nacional, específicamente al Presidente de la República, comandante Hugo Chávez, porque así lo contempla la ley, que tiene que ser avalada por la cámara. La otra es un crédito adicional del mismo proyecto por 18 millones de bolívares fuertes.

Una vez que la Cámara Municipal sugirió que fueran dos solicitudes apartes, se hicieron las aclaratorias, y la primera solicitud fue aprobada, la cual estima, que el Alcalde está autorizado para dirigirse al Presidente de La República, para solicitar una operación de crédito público, y financiar la adquisición de estos equipos que se necesitan con prioridad.

La segunda solicitud, que es el crédito adicional, fue pública la discusión, donde también hubo una confusión, porque para introducir el proyecto ante el ente financiero que es Bandes, debe ser seleccionada la empresa que va a suministrar los equipos y los vehículos. Siendo así, también deben cumplir con la ley de contrataciones públicas, el cual exige estar presupuestado y se debe abrir un concurso para ello.

Confuso

representantes-de-la-alcaldia.jpgEsa era la confusión, porque los concejales sostenían que debería existir el dinero en las arcas de la Alcaldia. “En todo caso, eso no es así, -según Alexander Romero, jefe del Departamento de Aseo Urbano-, porque el dinero no va a existir en las arcas del ente municipal, ya que es el banco el que les va a pagar a quienes suministren los equipos que se necesitan”, dijo.

“Este es un caso muy especial, es un crédito público, no van a depositar el dinero, le van a pagar a quienes decidan a través de la ley de contrataciones, para que entreguen los camiones, pero para eso lo deben presupuestar, debe estar en el presupuesto de la Alcaldia”, señaló Romero.

Esa era la confusión y la discusión. A final de cuentas, los asesores legales de la Cámara Municipal, también le explicaron a los concejales, y estos entendieron y aprobaron el punto, bajo la consideración, de la espera del informe que haga la asesora legal de ellos, quien también está de acuerdo con la aprobación.

En todo caso, este capítulo de discusión y de malos entendidos, los cuales se habían llevado a planos personales y a señalamientos innecesarios ya pasó. La aprobación se refectuó, y van a seguir trabajando para lograr el crédito, y comprar las unidades compactadoras de basura, y la Alcaldia Comunitaria Bolivariana de Valera, a través de su corregidor, profesor Temístocles Cabezas Morales, dará solución a este problema.

Tarzán Junior Hernández/CNP 11.141
Prensa Alcaldia